Features

La cooperación regional en el comercio de servicios

1 mayo 2014
ITC Noticias
La liberalización del sector de los servicios permite a las regiones y naciones que participan ampliar su capacidad de producción y generar nuevas oportunidades económicas, asegura Fauziah Dato Talib, de la ASEAN.

La Asociación de Naciones del Asia Sudoriental (ASEAN) contempla el comercio de servicios como la clave para lograr la integración económica regional, ya que el sector de los servicios genera casi la mitad del PIB en muchos países miembros. Se espera que la liberalización del sector cree un entorno competitivo que genere una oferta de servicios más eficientes en la región y fomente así la capacidad de producción y el desarrollo económico.

Entre los retos a los que debe hacer frente la industria de servicios de la ASEAN encontramos mantener el ritmo de las innovaciones tecnológicas, la comparación con las normas internacionales, mejorar las inversiones y los flujos comerciales, así como desarrollar capital humano.

Además, aumentar las inversiones de los miembros en los servicios también fomentará el desarrollo de los sectores de las finanzas, las comunicaciones, la distribución y el transporte de la región. En 2008, el sector de los servicios recibió el 50% de las inversiones extranjeras directas (IED) de la ASEAN, concretamente $EE.UU. 33.500 millones. En 2011, recibió el 58%, alcanzando los $EE.UU. 51.400 millones.

Se espera que una mayor inversión refuerce la creación de un entorno competitivo que ofrezca servicios mejores y más eficientes. En los últimos años, las exportaciones de servicios de la ASEAN se han visto duplicadas con creces, pasando de $EE.UU. 120.700 millones en 2005 a $EE.UU. 260.900 millones en 2011. Con el crecimiento continuo y la apertura del sector de los servicios surgen oportunidades para que los proveedores de servicios locales se beneficien de nuevas oportunidades de mercado e ideas innovadoras.

Para que la liberalización sea exitosa será vital que distintas partes interesadas (gobierno, círculos académicos, sociedad civil y empresas) cooperen para identificar problemas que puedan surgir a la hora de mejorar las políticas, a fin de apoyar el objetivo de la integración económica de la ASEAN en los servicios.

A medida que la organización continúa esforzándose por lograr el libre flujo de comercio planificado para el 2015 en el marco de la Comunidad Económica de la ASEAN (CEA), será esencial hacer un seguimiento del progreso tomando como referencia la habilidad de las empresas de participar en las actividades comerciales regionales y beneficiarse de ellas.

El Consejo Consultivo Empresarial de la ASEAN se ha comprometido a llevar a cabo esta tarea. El Consejo, formado hace más de una década, recoge las opiniones de la comunidad empresarial sobre asuntos políticos que tienen impacto sobre el éxito de la CEA. Realiza encuestas y estudios con la Escuela de Políticas Públicas Lee Kuan Yew School de Singapur y el Instituto de Investigación Económica de la ASEAN y de Asia Oriental en Yakarta, y utiliza los hallazgos para identificar áreas prioritarias que requieren mejoras políticas adicionales.

En 2013 se realizaron encuestas sobre la competitividad comercial y de inversión de la ASEAN, la eficacia de las iniciativas políticas de la ASEAN para formar una CEA en 2015, así como sobre el uso de los acuerdos de libre comercio por parte de las empresas manufactureras y de servicios del sector privado.

Apoyo a las PYME

El Consejo también ha colaborado estrechamente con el Instituto Internacional para el Desarrollo Sostenible, a fin de aumentar la concienciación acerca de la CEA y distribuir a las PYME una guía sobre el funcionamiento de los acuerdos comerciales y procesos aduaneros en cada uno de los Estados miembros.

Según los resultados de una de las encuestas, las empresas más grandes obtienen un mayor beneficio de la integración económica regional que las PYME, y el principal problema de estas es la falta de acceso a información y financiación. Hay una clara necesidad de abordar estas cuestiones para aumentar su capacidad, fomentar su participación en las actividades comerciales y para que puedan beneficiarse del esperado crecimiento del comercio de servicios de la región. Las PYME se encuentran en una posición idónea para ofrecer servicios de apoyo, y su participación en el proceso comercial es esencial para el éxito de la CEA.

Este año, bajo la presidencia de Myanmar, el Consejo se centrará en preparar a las empresas para que se beneficien de la integración económica regional. Un estudio ayudará a identificar las obstrucciones que impiden realizar negocios dentro de la región y a refinar las políticas relevantes, a fin de dar un paso más hacia la consecución de una CEA exitosa. Este tipo de iniciativas llevarán los esfuerzos en pro de la integración económica regional de los servicios por el buen camino.