Features

Mujeres y comercio: mejorar las condiciones para alcanzar el desarrollo

6 mayo 2015
ITC Noticias

Las mujeres, como empresarias, cabezas de familia y consumidoras, entre otras cosas, son cruciales para erradicar la pobreza e impulsar la prosperidad mundial. Son la clave para el éxito del comercio internacional.

Sin embargo, los obstáculos a los que se enfrentan para poder trabajar, comercializar o aprovecharse de los beneficios del comercio son complejos y aparecen en distintas formas: miembros de la familia, políticas y redes sociales, por nombrar algunos. Al igual que ocurre en otras instituciones internacionales, en el Grupo del Banco Mundial abordamos cada vez más esta complejidad. Sabemos que si nuestra ayuda a los PED solo mejora la vida de los hombres, habremos fracasado.

Consideremos el papel de las mujeres en las cadenas de valor mundiales, procesos de producción que atraviesan diferentes fronteras y explotan las eficiencias del comercio moderno. Un informe mostró que las mujeres que trabajan en el sector de la horticultura en Honduras rara vez eran dueñas de las tierras que trabajaban.* En Egipto, las mujeres podrán trabajar en telecentros pero rara vez serán gerentes. Las mujeres de la industria del turismo de Kenya podrán limpiar habitaciones pero rara vez serán guías de safari, que es un trabajo mucho más lucrativo. Las soluciones políticas, como mejorar el acceso de las mujeres a formación y organizaciones de creación de redes, podrían ser útiles.

Debemos superar unos obstáculos gigantes para garantizar que las mujeres tengan acceso a la movilidad y el progreso económicos. En África, las mujeres están muchísimo más expuestas a los acosos y a las demandas de sobornos en las fronteras. No obstante, las agricultoras, comerciantes transfronterizas y propietarias de empresa son esenciales para el aumento del comercio en África. Recientemente adoptamos un enfoque innovador para ayudar a mejorar el trato hacia los pequeños comerciantes en África Occidental y Meridional, la mayoría son mujeres. Como parte del proyecto, los comerciantes y los funcionarios de aduanas firman un documento que establece unas normas que garantizan un entorno respetuoso.

LIMITACIONES DE GÉNERO Y PRÁCTICAS COMERCIALES

En la RDP Lao hemos visto cómo las limitaciones de género afectan al comercio, incluso al empleo en la producción de bienes comercializados. Comprobamos que el país contaba con un potencial sin explotar en las áreas de la agricultura, el comercio y la confección de ropa. En estos sectores, la mayoría de los trabajadores son mujeres, que están expuestas a los riesgos asociados y no siempre tienen acceso a todos los beneficios que el comercio internacional ofrece.

Como respuesta, estamos ayudando a mejorar las condiciones laborales en las fábricas de ropa, donde las mejoras verificadas externamente pueden ayudar a atraer a compradores de alto nivel y ofrecemos préstamos a las empresarias. Aunque este proyecto está en su fase inicial, ya comenzamos a ver resultados. Por ejemplo, una de las fábricas ha mejorado su productividad y su sistema de gestión de recursos humanos, y ha creado 600 nuevos puestos de trabajo.

Reconocer que las mujeres se enfrentan a retos particulares es importante para incrementar su participación en el comercio. Las soluciones a este problema deben ir más allá de la ayuda tradicional. Requieren la compilación de más datos, p. ej. del empleo informal, que es donde se concentra el mayor número de mujeres; cambios legislativos, como la eliminación de las barreras que impiden que las mujeres trabajen o sean dueñas de una empresa, factores que abordamos en un proyecto titulado 'Mujeres, empresas y el derecho', y enfoques que se dirijan a las conductas y aprovechen la tecnología, como programas que fomenten el uso de teléfonos móviles para informar sobre abusos en las fronteras.

En el Grupo del Banco Mundial continuamos trabajando para conseguir soluciones reactivas y pragmáticas. Creemos que las personas deberían tener la oportunidad de beneficiarse del crecimiento económico y maximizar sus contribuciones. Podemos ver lo importante que es dar esta oportunidad a las mujeres.