Stories

Ayudar al medio ambiente para que este ayude a los más desfavorecidos

10 julio 2013
ITC Noticias
Cuidar más de nuestro medio ambiente sería un claro ganar ganar, tanto para la iniciativa Ayuda para el comercio como para los países beneficiarios.

Abordar las cuestiones medioambientales a través de la Ayuda para el Comercio, es una buena manera de reducir la pobreza y proteger el medio ambiente. De hecho, al incorporar las cuestiones de medio ambiente en los proyectos de Ayuda para el Comercio, se podrían anular los efectos negativos que, a menudo, se asocian con el desarrollo comercial, como el agotamiento de los recursos naturales, la contaminación o el cambio climático.

 

Estos fueron los principales mensajes del evento paralelo" Incorporación del medio ambiente en la iniciativa Ayuda para el Comercio: desarrollar la sostenibilidad de las cadenas de valor mundiales", copatrocinado por el Centro de Comercio Internacional (ITC) durante el Cuarto Examen Global de la Ayuda para el Comercio el día 9 de julio.


"La incorporación del medio ambiente en la iniciativa Ayuda para el Comercio significa dos cosas", explicó Jean-Marie Paugam, Director Ejecutivo en funciones del ITC, al inicio del debate. "Promover las oportunidades de exportación de los productos y servicios ecológicos, y mejorar la sostenibilidad ambiental y la resistencia climática del comercio". Están emergiendo nuevas oportunidades de mercado que apoyan el comercio ecológico y mejoran los incentivos para las empresas, a fin de asegurar tanto la competitividad como la sostenibilidad ambiental, declaró, añadiendo que los responsables del desarrollo "deben aprovecharse de estas oportunidades para integrar la sostenibilidad ambiental en la iniciativa Ayuda para el Comercio".

 

El biocomercio ha desempeñado un papel importante en la diversificación de las exportaciones en el Perú, señaló Luis Enrique Chávez Basagoitia, Embajador y Representante Permanente del Perú ante la OMC y las Naciones Unidas en Ginebra. "El desarrollo de la industria de los productos naturales y sostenibles ha supuesto una gran contribución al crecimiento económico del Perú durante la última década. Con la ayuda de la iniciativa Ayuda para el Comercio, el Perú ha tenido la capacidad para desarrollar una industria competitiva que utiliza los recursos de nuestra rica biodiversidad de forma sostenible", explicó el Sr. Chávez Basagoitia, añadiendo, además, que la industria ya ha generado más de 10.000 puestos de trabajo.  

 

 

Reformular la Ayuda para el Comercio 

 

El Instituto Internacional para el Desarrollo Sostenible (IIDS) ha presentado una publicación durante la reunión que proporciona información práctica para los profesionales sobre cómo incluir consideraciones ambientales en sus proyectos de desarrollo. "Manual para integrar el medio ambiente en la iniciativa Ayuda para el Comercio". Además, este manual también explica por qué el medio ambiente es importante para la Ayuda para el Comercio.

 

Los participantes del evento compartieron varios ejemplos de casos de éxito de iniciativas de Ayuda para el Comercio en los sectores de la alimentación, la energía y el comercio de fauna silvestre, que a su vez incluyen un programa ambiental y consejos para la promoción de las exportaciones y la creación de vínculos con las cadenas de valor mundiales.


Stefan Maard, Asesor Superior de Desarrollo Empresarial en Novozymes, una empresa de biotecnología danesa, compartió con los asistentes la exitosa experiencia de inversión de su empresa en Mozambique para implantar tecnologías innovadoras y expandibles que utilizan el etanol como combustible. Estas tecnologías han permitido que los hogares ya no tengan que depender de la combustión de carbón para obtener energía, que es una de las principales fuentes de deforestación, emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) y contaminación del aire en el interior. En colaboración con otros asociados internacionales, Novozymes también ha desarrollado una planta de procesamiento de alimentos que genera etanol a partir de los restos de alimentos. La tecnología ya ha generado empleo a nivel local, ha aumentado los ingresos familiares y ha llevado a una reducción de la deforestación y de las emisiones de GEI.


Salvaguardar la biodiversidad y la subsistencia


Alex Kasterine, Jefe de Comercio y Medio Ambiente del ITC, explicó que el comercio de fauna salvaje proporcionaba beneficios para miles de familias en Asia Sudoriental, sin embargo, su sostenibilidad, y por tanto su viabilidad económica para el futuro, se veía amenazada por sistemas de trazabilidad inadecuados. Además, añadió que "la iniciativa Ayuda para el Comercio puede colaborar con el sector privado y con la comunidad científica, a fin de fortalecer la sostenibilidad del abastecimiento y, de esta manera, salvaguardar tanto la biodiversidad como la subsistencia".


Asimismo, los oradores debatieron sobre el impacto que el cambio climático tiene sobre los países en desarrollo y la necesidad de apoyar a las empresas y a los exportadores a la hora de hacer frente a los retos que presentan la adaptación. Vinaye dey Ancharaz, Economista Superior de Desarrollo del Centro Internacional de Comercio y Desarrollo Sostenible (ICTSD, por sus siglas en inglés), sugirió que existía la necesidad de que el Apoyo para el Comercio desempeñara un papel más fuerte en la adaptación al cambio climático y mitigación del mismo.


"Se pueden obtener claras ventajas si unimos los fondos destinados al cambio climático con los fondos para la Ayuda para el Comercio", afirmó el Sr. Ancharaz, "entre estas se incluyen unos flujos comerciales más sostenibles y resistentes".


Este evento fue copatrocinado por el ITC, los gobiernos de Dinamarca y Canadá, el IIDS y el ICTSD.