Features

Potencial comercial de África: Oportunidades de exportación en mercados en crecimiento

14 enero 2013
ITC Noticias
En la región y los nuevos mercados emergentes existen oportunidades de futuro crecimiento del comercio del África subsahariana (ASS). En particular, la diversificación de los mercados de la región ofrece las mejores perspectivas de ascender en la cadena de valor para reducir la dependencia de productos básicos, mientras que los mercados emergentes, principalmente los de Asia, ofrecen un mayor potencial de crecimiento para contrarrestar el estancamiento de los mercados tradicionales.

En Africa's Trade Potential: Export Opportunities in Growth Markets, estudio del ITC publicado en 2012, se considera cómo el ASS puede lograr la sostenibilidad de los ingresos de exportación aumentando la parte de productos de valor añadido. En el análisis también se enumeran opciones y políticas estratégicas que podrían ayudar a los países de la región a maximizar el crecimiento relacionado con el comercio de aquí a 2025 aprovechando los mercados en crecimiento de Asia, América Latina y su propio continente e invirtiendo en infraestructura relacionada con el comercio y programas de facilitación de este último.

Haz click para ver la imagen tamaño original

La reorientación de las exportaciones del ASS para pasar de los estancados mercados en desarrollo a Asia y sobre todo a China, está en curso. Hoy, Asia es el cuarto destino de las exportaciones no petroleras del ASS, tras la propia región, la Unión Europea y países de la Asociación Europea de Libre Comercio. Además, el ITC prevé que en la próxima década, el comercio entre África Occidental y Asia aumentará a razón de un 14% anual superando con creces el crecimiento global del comercio mundial. Si bien esos beneficios se pueden considerar positivos, los productos básicos constituyen la gran mayoría de las exportaciones del ASS a Asia, lo que implica que esa reorientación a mercados en crecimiento no basta para lograr la futura sostenibilidad. Orientándose simplemente a Asia, la región corre el riesgo de seguir siendo vulnerable a los choques de precios de dichos productos.

Para evaluar la magnitud del potencial de comercio y beneficios económicos de varias estrategias y políticas relacionadas con el comercio, en el citado estudio se hacen las preguntas que siguen.

  • ¿En qué sectores y regiones los exportadores del ASS tuvieron un buen desempeño y ascendieron en la cadena de valor?
  • ¿Qué tendrían que hacer los formuladores de políticas para maximizar el potencial del futuro comercio en general y en lo que respecta a exportar a los mercados de rápido crecimiento de Asia?

Sectores y regiones donde los exportadores del ASS tuvieron un buen desempeño

Ya se comenzó a reorientar las exportaciones de la región hacia mercados en crecimiento de Asia pero de más en más, se trata de materias primas, lo que implica que es preciso desplegar esfuerzos para participar en el comercio de mayor valor añadido.

En el análisis del ITC se evalúa la capacidad del ASS de ascender en la cadena de valor dando por supuesto:

  • que un aumento de la parte de bienes intermedios en el total de importaciones es signo de que en el país se están estableciendo industrias transformadoras que procesan insumos para uso interno o reexportación y
  • que un aumento de la parte de bienes transformados en el total de las exportaciones también es signo de que en el país se están estableciendo industrias transformadoras que procesan insumos de exportación, nacionales o extranjeros.

Globalmente, la parte de insumos intermedios en el total de importaciones se mantuvo estable y la parte de productos transformados, tanto semiprocesados como procesados, aumentó. El cuadro más arriba recoge el desempeño exportador del ASS; entre 1995 y 2010, las exportaciones de productos procesados como pan, textiles y muebles, y productos semiprocesados como harina, hilo y alcohol industrial, crecieron más rápido que las de materias primas no petroleras. Por lo que atañe a la exportación intrarregional, los productos procesados y semiprocesados representan la mayor parte de las exportaciones no petroleras contabilizando el 46% y el 41% respectivamente. No obstante, el porcentaje de exportaciones de productos procesados a Asia sigue contabilizando un pequeño 5%, lo que deja mucho espacio para mejorar. Sector por sector, también hay algunas experiencias notables. El sector del cuero es un buen ejemplo de la integración vertical con la cual varios países establecieron industrias de procesamiento y aumentaron sus exportaciones de artículos terminados. Menos éxito tuvo el sector de algodón y textiles donde su parte en el total de exportaciones solo aumento en Burkina Faso, el Chad y Malí. Los mercados prometedores para estos países y sectores del ASS con buen desempeño se encuentran principalmente en la propia región, así como en mercados tradicionales de países de Europa y la OCDE. Las exportaciones a dichos países se fueron orientando poco a poco a bienes transformados, a pesar de que en conjunto no crecen rápidamente. Teniendo esto último presente, es preciso definir una combinación de políticas que permita al ASS explotar sus oportunidades de comercio y crecimiento reorientándose a mercados de rápido crecimiento y exportaciones de mayor valor añadido al mismo tiempo.

 

Mejora de la infraestructura de transporte en beneficio del comercio intrarregional

Se prevé que los países del ASS y Asia crecerán rápido en la próxima década, lo que impulsará aún más el comercio intrarregional en la primera y entre ambas regiones. También se prevé que la demanda creciente de Asia favorezca las exportaciones de materias primas del ASS como petróleo, carbón y gas. Respecto a esta línea de referencia de la previsión del crecimiento del comercio impulsado únicamente por el crecimiento económico, en el análisis del ITC se alientan los efectos potenciales de tres cambios de política.

  • Reducción del costo y la duración del transporte de productos en el ASS mediante la mejora de la infraestructura de comercio, incluidos puertos y carreteras.
  • Simplificación de los trámites aduaneros en el ASS.
  • Simplificación de dichos trámites con Asia.

Mejorar la infraestructura de transporte, reduciendo a la mitad el costo y la duración del transporte de bienes en la región podría acrecentar el PIB del ASS en más de $EE.UU. 20.000 millones anuales en 2025 y aumentar el comercio hasta un 51% por encima del nivel básico, según el simulacro del ITC, lo que beneficiará sobre todo al comercio intrarregional cuyo costo relativo y pérdida de tiempo por la precariedad de la red de transporte de África son los más altos. Las industrias transformadoras serían las más aventajadas porque beneficiarían de un mejor acceso a mercados, insumos y máquinas. En los tres simulacros examinados en el estudio del ITC, las mejoras infraestructurales generan los mayores beneficios económicos, pero habida cuenta del tamaño del continente africano también pueden ser las más onerosas. Los trámites aduaneros siguen siendo engorrosos, incluso si en estos últimos años se hicieron mejoras en algunos países del ASS. Un programa de facilitación del comercio que redujera un 50% el tiempo que llevan los trámites portuarios generaría otros $EE.UU. 15.000 millones anuales en el PIB de la región. Por último, aunque centrarse en simplificar los trámites aduaneros con los socios comerciales de Asia aportaría algún beneficio a los países del ASS, lo haría principalmente en aquellos sectores con escaso valor añadido.



Los formuladores de políticas deberían maximizar el futuro potencial del comercio

Reducir el costo y la duración del transporte mediante proyectos de infraestructura del comercio debería ser una prioridad, pues apoya el comercio intrarregional de valor añadido. En el estudio del ITC se da un panorama completo de los mercados y sectores prometedores para las exportaciones del ASS. La rápida reorientación de dichas exportaciones hacia mercados emergentes de rápido crecimiento está en curso, pero se centra en las materias primas en general y el petróleo en particular. Sin una firme acción política, los patrones de futuro crecimiento previstos favorecerán esa tendencia.

Paralelamente, algunos países del ASS también participan en el comercio de mayor valor añadido y algunos mercados de productos transformados se encuentran en la propia región. Así pues, proyectos de infraestructura que apoyen el comercio intrarregional favorecerían el establecimiento de industrias de procesamiento y proyectos destinados a simplificar los trámites aduaneros reducirán ligeramente los beneficios, pero su realización será mucho menos onerosa. Por último, las iniciativas bilaterales para mejorar la facilitación del comercio entre el ASS y Asia entrañan el riesgo de favorecer el comercio de productos primarios y deberían ir acompañadas de inversión asiática en industrias transformadoras del ASS para crear nuevas cadenas de suministro entre empresas manufactureras de Asia y sus filiales del ASS.