Stories

Story: ITC-China Month ayuda a las empresas a adaptarse a la nueva realidad

27 abril 2020
ITC Noticias
¿Cómo podemos aprovechar las oportunidades surgidas a raíz de la pandemia? La respuesta podría estar en soluciones innovadoras mediante programas de capacitación en línea

En el mes de marzo se impartieron en China una serie de sesiones de capacitación en línea dirigidas a miembros del sector académico, profesionales del sector público y pequeñas y medianas empresas.

Dichas sesiones se centraron en aspectos concretos de la relación empresarial entre China, América Latina y el Caribe y se inscriben en el marco de la iniciativa ITC-China Month.

La iniciativa ITC-China Month

El Centro de Comercio Internacional (ITC) lanzó una serie de sesiones de capacitación en línea en el mes de marzo de este año en respuesta al agravamiento de la situación en relación con el COVID-19 en China. En colaboración con la Escuela de Innovación en la Gobernanza Internacional de la Universidad de Estudios Exteriores de Guangdong, la capacitación formaba parte de una serie de seminarios web denominada “ITC-China Month”.

Fomento de soluciones innovadoras

La serie de capacitación en línea incluida en ITC-China Month permite a los alumnos acceder a las herramientas y los programas sobre comercio del ITC. Los alumnos podrán realizar actividades rutinarias en situaciones de emergencia a través de seminarios web.

En las ocho sesiones de capacitación y concienciación impartidas a lo largo del mes se trataron aspectos como las herramientas de inteligencia comercial y de mercado del ITC, la Academia de Comercio para Pymes del ITC, metodologías de refuerzo institucional, comercio para un desarrollo sostenible, mejora de la competitividad de las empresas y cómo puede beneficiarse China de todos estos aspectos. La serie llegó a 2 000 participantes, con una participación media de 230 asistentes.

El contexto general

A través de esta colaboración con la Escuela Internacional y la provincia china de Guangdong, el ITC está apoyando el crecimiento sostenible mediante la promoción del comercio y la inversión entre países de América Latina y el Caribe y China. Esto ayudará a aprovechar las oportunidades derivadas de la crisis del COVID-19 para mejorar el comercio regional a través de cadenas de valor regionales. A la larga, los beneficios también se sentirán en las pequeñas empresas, que mejorarán su resiliencia en épocas turbulentas.

Estos esfuerzos complementarán más adelante las actividades realizadas por el ITC en África y en los países menos adelantados de Asia.

El proyecto tiene por objeto ampliar y diversificar el comercio entre China y los países de América Latina y el Caribe y promover la inversión en nuevos sectores, sobre todo, en el comercio electrónico. La iniciativa promueve una relación entre empresas más estrecha y el desarrollo de vínculos Sur-Sur mejorados entre China y la región de América Latina y el Caribe.