Features

PyR sobre el marco integrado mejorado con el Director Ejecutivo Ratnakar Adhikari

13 diciembre 2013
ITC Noticias
Ratnakar Adhikari explica cómo aprovechar el potencial del comercio y el desarrollo para permitir que los PMA participen íntegramente en los mercados mundiales.

El Director Ejecutivo del Marco Integrado Mejorado (MIM) Ratnakar Adhikari durante su entrevista con el Editor de Forum de Comercio Internacional,
Miklos Gaspar. © ITC

Ratnakar Adhikari ocupa el puesto de Director Ejecutivo del Marco Integrado Mejorado (MIM) desde el pasado mes de octubre de 2013. El programa, de $EE.UU. 250 millones, ayuda a los PMA a integrarse en el sistema mundial de comercio, lo que fomenta sus exportaciones y genera un crecimiento económico sostenible basado en el comercio. El MIM actúa en 47 PMA y recibe fondos de 23 países donantes. El Sr. Adhikari aporta al programa 16 años de experiencia en desarrollo comercial. A finales de octubre, habló con la revista Forum de Comercio Internacional en su oficina, que se encuentra en la sede de la OMC.

P: ¿Por qué los PMA deberían de dar prioridad al comercio dentro de sus estrategias de desarrollo?

Debido al pequeño tamaño de sus mercados nacionales, las perspectivas de crecimiento de los PMA dependen del comercio. Por ello, es importante que lo integren en sus estrategias de desarrollo.

Diversos PMA cuentan ya con economías más abiertas que muchos PED. Sin embargo, no han sido capaces de lograr un crecimiento significativo en los últimos años, y su participación total en el comercio mundial es de aproximadamente un 1%. Cada vez están más excluidos del comercio mundial y, para invertir esta tendencia, deben explotar el potencial del comercio y el desarrollo. Un punto de partida es la incorporación del comercio.

P: Parece que la mayoría de los PMA no alcanzarán sus Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM). Ante tal realidad, ¿cómo debería actuar la comunidad internacional? ¿Qué pueden hacer los PMA?

Varios PMA han alcanzado ya sus ODM o están a punto de hacerlo; no obstante, es cierto que la mayoría no los logrará. Durante los próximos dos años, la comunidad internacional puede aportar más en términos de recursos, acceso al mercado y tecnología.

Los PMA, por su parte, deberían utilizar este periodo para aprender de los PMA que están alcanzando sus ODM e intentar movilizar todos los recursos posibles para lograr algunos de sus objetivos.


El MIM ayuda a los PMA a integrarse en el sistema mundial de comercio, lo que fomenta sus exportaciones y genera un crecimiento económico sostenible basado en el comercio. © OMC / MIM

P: ¿Qué debería pasar después de 2015?

Debemos conseguir que los compromisos internacionales sean más vinculantes. Además, para poder alcanzar los objetivos establecidos, los PMA deberán aportar sus propios recursos y no depender únicamente de la comunidad internacional. Asimismo, existen algunos elementos esenciales, como la tecnología, que no están presentes en los ODM: ¿cómo podemos ayudar a los PMA a adquirir, generar y adaptar la tecnología, con el fin de aprovechar todo su potencial? Esto es algo que debería formar parte del marco de desarrollo posterior a 2015.

Por otro lado, deberían existir compromisos más vinculantes en lo que respecta al acceso al mercado y la APC, así como a la inmigración y a la facilitación del flujo de las inversiones extranjeras directas a través de incentivos fiscales para las empresas.

P: ¿Se refiere a programas de trabajadores temporales?

Esto entraría en el contexto de la exoneración de servicios de la OMC, que determina cómo aplicarlos para permitir que los PMA se beneficien de la posible apertura de mercado en el sector de los servicios. Me refiero a que una persona de un PMA pueda desplazarse a un país desarrollado para realizar un trabajo temporal. Ambas partes saldrían ganando, tanto el país receptor como el PMA que envía al trabajador.

P: Según un artículo publicado recientemente por la Fondation pour les études et recherches sur le développement international, 'los procedimientos del MIM son muy minuciosos y burocráticos' y 'esto explica el lento proceso de desembolso del Fondo Fiduciario que, a su vez, no ofrece incentivos a los donantes para que renueven su contribución'. ¿Opina que el tiempo invertido en la toma de decisiones representa un obstáculo para la eficiencia del MIM? En caso afirmativo, ¿qué tiene previsto hacer para abordar este asunto?

El tiempo invertido en la toma de decisiones no representa ningún problema en absoluto. Me gustaría resaltar que, desde el momento en el que se recibe una propuesta final, se tardan 20 días laborales en tomar una decisión. Lo que atrasa el proceso es que son muchas las cosas que tenemos que modificar antes de que la propuesta alcance el nivel adecuado para que se pueda entregar al consejo.

Nuestra función no se limita a desembolsar fondos. Queremos capacitar a los países para que sepan cómo desarrollar sus propuestas, a fin de que puedan movilizar tanto los recursos del MIM como los de otros donantes. Se necesita tiempo para que alcancen el nivel adecuado.

Hemos notado que el proceso de aprendizaje es bastante rápido: aquellos países que nos entregan propuestas por segunda o tercera vez ya no dependen tanto de nuestra ayuda, y la duración del proceso pasa de varios meses a tan solo algunas semanas.

P: ¿Cuál considera que ha sido el mayor logro del MIM hasta el momento? En cuanto a la forma de operar del MIM, ¿qué cambios tiene previstos?  

El principal logro ha sido el establecimiento de una estructura institucional en más de 30 países para realizar evaluaciones de las necesidades, y la movilización de recursos de APC.

Se podrían aprovechar más recursos: queremos que estos países movilicen recursos adicionales de otros donantes bilaterales o multilaterales, y que utilicen recursos de sus propios fondos públicos, con el fin de garantizar la sostenibilidad de los programas. Lo ideal sería que también pudieran movilizar recursos del sector privado.

Además, los PMA deben promover la cooperación e integración regional. Los PMA no han sabido sacar provecho de las oportunidades de acceso al mercado que se les han ofrecido a través de los acuerdos de comercio regionales. Los principales obstáculos han sido la conectividad y su incapacidad de cumplir con las normas pertinentes. Para poder ayudarles a superar estos obstáculos, debemos ofrecerles todo el apoyo que podamos dentro del MIM.

Otro aspecto es que los PMA se han quedado fuera de las cadenas de valor regionales y mundiales: debemos pensar en cómo podemos ayudar a los PMA a integrarse en las cadenas de valor mundiales en términos de financiación del MIM. Siempre hablamos de ayudar a los PMA a ascender en las cadenas de valor, pero se nos olvida ayudarles a integrarse en ellas. Esto es algo en lo que nos gustaría centrarnos en el futuro.

P: Está previsto que el MIM llegue a su fin en los próximos dos años. ¿Se debería extender el programa? ¿Cree que los donantes renovarían sus compromisos para con el MIM? ¿Podría existir un programa que reemplace al MIM?

La revisión parcial del MIM del año pasado reveló que el programa sigue siendo importante para los PMA, a pesar de que los países donde está en marcha se encuentran en etapas distintas. De ahí que los PMA hayan manifestado un gran interés por que el programa continúe a partir del 2015. Además, algunos donantes ya han expresado que están dispuestos a prolongar su ayuda. En el futuro, podríamos mejorar la incorporación del comercio de los PMA a nivel sectorial, así como la integración de los PMA en las cadenas de valor mundiales y regionales.