Speeches

Discurso de la Directora Ejecutiva del ITC con motivo del primer Foro Internacional de Comités Nacionales de Facilitación del Comercio

9 noviembre 2017
ITC Noticias
Discurso pronunciado por la Directora Ejecutiva del ITC, Arancha González, con motivo del primer Foro Internacional de Comités Nacionales de Facilitación del Comercio
23 de enero de 2017 - Palais des Nations

Secretario General de la UNCTAD, Kituyi;
Director General de la OMC, Azevedo;
Señoras y señores, estimados amigos:

Es para mí un placer ser copartícipe de este primer Foro Internacional de Comités Nacionales de Facilitación del Comercio (NTFC, por sus siglas en inglés). Hoy es el día de la alianza en acción. El centro para el comercio de Ginebra ha colaborado ampliamente en materia de facilitación del comercio desde que se iniciaron las negociaciones y esta colaboración se ha acelerado desde que se alcanzó el Acuerdo sobre Facilitación del Comercio en diciembre de 2013.

Con tan solo tres instrumentos más por ratificar para alcanzar la mágica cifra de 110, esperamos que el Acuerdo sobre Facilitación del Comercio (AFC) entre en vigor dentro de unas pocas semanas.

El ITC continuará trabajando con todos y cada uno de Uds. para garantizar que pasemos de la ratificación a la puesta en práctica. Y es que es la puesta en práctica lo que influirá verdaderamente en los costos y en la facilidad para hacer negocios. Los cálculos realizados por diversos organismos apuntan a una reducción de los costos comerciales de alrededor del 14 % cuando el acuerdo se ponga en práctica. Ello tendrá repercusiones concretas para sus microempresas y pequeñas y medianas empresas (MIPYME), a las que estos costos confinan a mercados nacionales a menudo muy pequeños y menos lucrativos.

Los Comités Nacionales de Facilitación del Comercio desempeñan un papel clave a la hora de garantizar que todos los agentes económicos compartan la totalidad de los beneficios de la reforma.

Uds. reúnen a gobiernos y comerciantes a fin de que trabajen juntos por medio de una plataforma para el diálogo continuo. Uds. son, de hecho, los guardianes de este Acuerdo. Serán los NTFC los mejor situados para canalizar las necesidades y las prioridades de la comunidad empresarial a la OMC y a agencias de desarrollo tales como el ITC y la UNCTAD; los que mejor entenderán qué funciona y qué no; y los que proporcionarán los importantísimos testimonios y pruebas de cómo las reformas para la facilitación del comercio están repercutiendo sobre el terreno en la competitividad de las pymes.

La inminente entrada en vigor del Acuerdo proporciona un fuerte impulso a la planificación e implantación de reformas de éxito, y es en gran medida responsabilidad de los NTFC mantener esta dinámica.

No obstante, la labor de los NTFC no está exenta de desafíos. Nuestro objetivo esta semana es ayudarles a hacer frente a estos desafíos y prepararles para cuando el Acuerdo entre en vigor. En nuestro trabajo hemos visto que, si bien es relativamente fácil establecer NTFC, es mucho más difícil mantenerlos y gestionarlos de una forma que garantice resultados continuados.

A menudo, los NTFC aducen falta de sostenibilidad financiera, de base legislativa y de un programa de trabajo claro, necesario todo ello para una actividad duradera. Los NTFC más asentados se enfrentan a desafíos tales como la ausencia de una secretaría permanente o una participación limitada del sector privado. Puede que se sientan impotentes e incapaces de convertir las recomendaciones en nuevos procedimientos, y las empresas pueden también poner en cuestión la rentabilidad si no ven resultados ni seguimiento de las recomendaciones.

El ITC, conjuntamente con una serie de organizaciones presentes hoy aquí, ayuda a los NTFC a abordar estos problemas. A día de hoy, el ITC ha ayudado a fundar y reforzar muchos de estos NTFC en países que van desde Botswana, Guinea o Côte d'Ivoire a Tayikistán, El Senegal y Ucrania. Ello continuará impulsándose con muchas de las actuales intervenciones del ITC que tienen un componente de facilitación del comercio y política comercial, como las que se llevan a cabo en Sri Lanka y Afganistán. El ITC ha movilizado también a cientos de representantes del sector privado para la implantación del acuerdo, lo que seguirá siendo una prioridad.

El ITC, en colaboración con la UNCTAD y la CEPE, ha elaborado una guía detallada acerca de cómo constituir Comités Nacionales de Facilitación del Comercio, incluido cómo responder a preguntas sobre el mandato, la membresía, la estructura y la financiación. Y lo más importante es que hemos analizado las mejores prácticas para la participación eficaz del sector privado en todas las etapas de la formulación de políticas, desde el diagnóstico y el diseño de soluciones hasta el seguimiento y la evaluación, mediante la creación de mecanismos sostenibles. Estos mecanismos velarán por que las reformas que afecten al entorno empresarial se sustenten en un diálogo público-privado eficaz de modo que puedan estructurarse para aportar ventajas reales a las empresas sobre el terreno.

Dar voz a las empresas en cuestiones relacionadas con el comercio constituye la esencia misma del mandato del ITC. La participación del sector privado, especialmente las pymes, es crucial para que el diálogo surta efecto. El ITC colabora con Uds. en varios ámbitos, desde actividades de sensibilización y módulos de formación específicos al desarrollo de capacidades en las pymes para que cumplan con los requisitos transfronterizos y el asesoramiento interno a las empresas para ayudarlas a crear servicios de expedición de mercancías o a reforzarlos y mejorar sus procesos internos de gestión de exportaciones o importaciones.

Esta labor se desarrolla tanto a nivel de cada país como de la región, en lo que constituye un respaldo a los esfuerzos de integración regional de África, el Caribe, América central, Asia y el Pacífico. La facilitación del comercio es un ingrediente indispensable para sincronizar las reformas a nivel regional.

2017 girará en torno a la ejecución, una ejecución que requerirá redoblar la financiación y las competencias para que la repercusión sea duradera. Espero que las charlas sobre cómo acceder a la asistencia técnica que prestan organismos internacionales y financiadores bilaterales que se han programado para esta semana conduzcan a una mayor convergencia entre la oferta y la demanda e, incluso, a opciones de financiación más claras para ayudar a los países en desarrollo y, en particular, a los menos adelantados. Debemos velar por que nadie se quede atrás.

Por mi parte, prometo que el ITC seguirá trabajando en colaboración con otros organismos internacionales que operan en este ámbito; con el sector privado; con los países desarrollados y con los países en desarrollo, para que podamos continuar ofreciendo rentabilidad. Y es que por cada dólar que Uds. invierten en el ITC se generan entre 8 y 10 dólares en acuerdos comerciales. Y ese mismo dólar se beneficia de otros 25 centavos adicionales, en efectivo y en especie, del sector privado.

Señoras y señores, en un momento en el que el comercio se enfrenta a fuertes vientos en contra, sigamos demostrando cómo una reducción de los costos comerciales puede ayudar a las pymes a participar en el comercio internacional y contribuir así a que los siguientes mil millones de personas salgan de la extrema pobreza.

Muchas gracias.